N razones para mandar a un cliente a freír espárragos

July 09, 20241 min read

A ver, que “n” pueden ser muchas, y no te voy a dar tantas. 

Te voy a dar alguna: 

Una: 

Cuando detectes problemas para cobrar. 

¿Y eso cómo se ve? 

Hombre, pues a veces es complicado. Otras no tanto. 

Una buena señal suele ser cuando la obra ha sido abandonada por otra empresa. O por más de una. 

En este caso, si es por culpa de la otra empresa, el cliente seguro que está con las espadas fuera. ¡Peligro! 

Y si es por falta de pago, ¿dónde vas? 

 

Otra: 

Cuando el potencial cliente ha hecho “sus deberes”, ha buscado por internet, y te intenta explicar que tus precios están mal calculados porque los precios de los materiales son tal y cual, y la mano de obra tanto, etc. 

Pero se olvida de los gastos indirectos y del beneficio. 

A ver.  

Que todo nos podemos equivocar, y tener un precio mal calculado. 

No te digo que no, y si hay un error, se corrige. 

Pero de ahí, a que alguien te diga cuales deberían ser tus números, para que le salgan a él los suyos, el cuento cambia. 

 

Y más razones que no te cuento ahora, porque las vamos a ver en la próxima tutoría de Gesso Comunidad

¿Te gustaría asistir? 

Solo tienes que apuntarte. 29 € tienen la culpa. 

 

¡Hasta mañana! 

 

Juan Ramón Moreno 

 

Pd: ¿Te gustaría compartir esta Newsletter con un amigo? Pásale este enlace https://lp.gesso.es/newsletter 

Back to Blog

Gesso: Consultoría y formación para empresas de construcción. Mejoramos procesos y aumentamos la rentabilidad con metodologías exclusivas adaptadas al sector.

Nuestros Productos

Enlaces de Interés