fbpx

Un cliente me plantea la siguiente pregunta:

“Me han adjudicado un contrato para cambiar todos los contadores de agua de una zona urbana. El contrato es de tres años. ¿Cómo crees que debo considerarlo, como una super-obra, o como miles de obras por separado?”

Interesante pregunta, que hay que pensar antes de responder (ojo, que pensar está muy bien, aunque últimamente esté mal visto).

Aquí se nos plantea la disyuntiva entre “comodidad” versus “calidad de la información”.

Está claro que lo cómodo (y quizás lo más rápido, pero tampoco tanto) es tener una super-obra. Todo al mismo saco y arreando que es gerundio.

La ventaja: todo va metido en esa obra, y los números gordos los tengo ahí, a un golpe de tecla.

El inconveniente: que no es lo mismo un edificio de este siglo, que otro de principios del siglo pasado. No es lo mismo un edificio de 300 viviendas, que uno de 3 viviendas. Que si, el precio de venta según contrato es el mismo, pero el coste unitario no.

Y son preguntas como esta, con sus respuestas, lo que hace nuestro trabajo sea divertido y nos guste tanto.

Naturalmente esta pregunta, con su respuesta larga y el debate correspondiente, va para la siguiente tutoría de Gesso Comunidad.

Si quieres participar solo tienes que apuntarte:

https://lp.gesso.es/comunidad-gesso

¡Hasta mañana!

Juan Ramón Moreno

Pd: ¿Te gustaría compartir esta Newsletter con un amigo? Pásale este enlace https://lp.gesso.es/newsletter

¡Te lo agradecerá!